El dictador Kim Jong-un aspira a que Corea del Norte sea “la potencia nuclear más fuerte del mundo

 

 

 

El dictador norcoreano Kim Jong-un prometió convertir a Corea del Norte en “la potencia nuclear más fuerte del mundo”, informó este miércoles la agencia de prensa oficial norcoreana KCNA.

 

 

 

En un discurso ante trabajadores del programa balístico, Kim declaró este martes que su país “avanzará victoriosamente y se convertirá en la potencia nuclear y militar más fuerte del mundo”, según KCNA.

 

 

 

El 28 de noviembre, Pyongyang lanzó un misil balístico intercontinental (ICBM) capaz, según los expertos, de alcanzar el territorio continental de Estados Unidos.

 

 

 

Por otro lado, Estados Unidos está dispuesto a sentarse a negociar con Corea del Norte “sin condiciones previas”, según declaró este martes el jefe de la diplomacia de Washington, Rex Tillerson. “No es realista decir ‘vamos a hablar con ustedes solamente si vienen a la mesa de negociaciones listos para abandonar su programa nuclear'”, explicó en una conferencia de prensa.

 

 

 

Hasta el momento, Estados Unidos sostenía que toda negociación debía limitarse a la discusión sobre la desnuclearización de la península coreana. “Encontrémonos y hablemos del clima si quieren, o discutamos si hace falta una mesa cuadrada o una redonda y eso les da placer”, dijo el secretario de Estado de EEUU.

 

 

 

Pero durante el resto de su presentación, Tillerson insistió en que la campaña estadounidense de presión económica y diplomática sobre Pyongyang continuará “hasta que caiga la primera bomba”.

 

 

 

Enfatizó que Washington “simplemente no puede aceptar una Corea del Norte con armas nucleares y que el presidente Donald Trump “pretende asegurarse de que no tengan armas nucleares capaces de alcanzar las costas de Estados Unidos”.

 

 

 

EL MERCURIO

 

Ataque terrorista en Nueva York causa cuatro heridos

 

 

Un ataque terrorista en la principal estación de autobuses de Nueva York dejó ayer cuatro heridos, entre ellos, el presunto autor del atentado, Akayed Ullah, un joven de 27 años y de origen bangladeshí que fue detenido tras la explosión.

En plena hora punta, el sospechoso hizo detonar un artefacto casero en un túnel que conecta la terminal de autobuses de la Autoridad del Puerto de Nueva York con el Metro suburbano de la plaza de Times Square.

El atacante puede tener simpatías con el grupo terrorista Estado Islámico, EI, según el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo.

El funcionario dijo que se cree que el hombre fabricó el artefacto siguiendo instrucciones obtenidas en Internet y explicó que solamente estalló el detonante químico del explosivo, "pero no la bomba en sí", por lo que no tuvo "el efecto deseado".

De los cuatro heridos, Ullah fue el que registró lesiones de mayor importancia, con quemaduras y laceraciones en las manos y en el abdomen, mientras las otras tres víctimas sufrieron daños leves.

Las autoridades no confirmaron informaciones de que el detenido lanzó gritos en favor del Estado Islámico, aunque el jefe de la Policía de Nueva York, James O'Neill, señaló que "hizo una declaración" antes de la detonación, sin detallar qué dijo.

El alcalde de la ciudad, Bill de Blasio, y el gobernador Cuomo confirmaron la motivación terrorista del ataque.

De Blasio aseguró que "el individuo no tuvo éxito en su propósito" y agradeció a los servicios de emergencia su rápida respuesta y coordinación. El artefacto estalló a las 07:20 hora local.

El servicio del Metro, que usan a diario seis millones de personas, sufrió alteraciones por la explosión, pero dos horas después la circulación de trenes se había recuperado casi al completo.

El atacante está custodiado y permanece en el hospital de Bellevue en estado grave.

Medios locales informaron que el atacante dijo a los agentes en el hospital: "Han bombardeado mi país y yo quería hacer daño aquí".

Mientras, un medio vinculado con el Estado Islámico sugirió que el ataque puede estar vinculado a la decisión del presidente Donald Trump, de reconocer Jerusalén como capital de Israel, una información que no ha sido confirmada.

 

 

EL TIEMPO

El papa Francisco recibirá al presidente Lenín Moreno el 16 de diciembre

 

El papa Francisco recibirá en audiencia al presidente de la República, Lenín Moreno, el próximo 16 de diciembre en el palacio apostólico del Vaticano en el que será el primer encuentro entre ambos.

 

El portavoz del Vaticano, Greg Burke, confirmó a EFE este encuentro que se celebrará a las 11:00 hora italiana (10.00 GMT).

 

El papa Francisco se entrevistó en varias ocasiones con su predecesor Rafael Correa y viajó al país en julio de 2015 durante un periplo en el que también visitó Bolivia y Paraguay.

 

El día anterior, el 15 de diciembre, Francisco recibirá también en el Vaticano al presidente de Bolivia, Evo Morales.

 

EL MERCURIO